martes, 30 de abril de 2019

Subestimamos mucho nuestra capacidad de cambiar




Pasamos mucho tiempo mejorando las condiciones exteriores de nuestra vida, pero al fin de cuentas es siempre nuestra mente la que crea nuestra experiencia del mundo y la traduce en bienestar o en sufrimiento.


Si transformamos nuestro modo de percibir las cosas, transformamos la calidad de nuestra vida. Es este tipo de transformación el que aporta el entrenamiento de la mente, que llamamos "meditación".

Subestimamos mucho nuestra capacidad de cambiar. Los rasgos de nuetro caracter permanecen durante mucho tiempo, mientras no hagamos nada por cambiarlos.
En realidad, el estado que calificamos como "normal" no es más que un punto de partida, y no la meta que deberíamos fijarnos. 

En efecto, es posible llegar poco a poco a un modo de ser óptimo.

Matthieu Ricard y Wolf Singer en "Cerebro y meditación"

viernes, 26 de abril de 2019

¿Cuanto rato es preciso meditar?







Generar la intención de practicar y, entonces, elegir un momento- cualquier momento-para vivirlo plenamente, adoptando una determinada postura interna y externa; esa es la esencia de la atención plena.


Tanto las sesiones de practica largas como las cortas están bien, pero es posible que las sesiones largas nunca tengan lugar si nuestra frustración y los obstáculos con que nos encontramos  cobran demasiada importancia.

Es preferible que nos vayamos aventurando de forma gradual a hacer sesiones más largas en solitario a que no saboreemos nunca la atención plena o la quietud porque los obstáculos percibidos eran demasiado grandes.

Un viaje de 1.000 kilómetros empieza con un solo paso- en este caso, a sentarnos aunque sea durante un brevísimo instante-,podemos entrar en contacto con la eternidad en cualquier momento.
De ahí, y solo de ahí, emergen todos los beneficios

Jon Kabat-Zinn

jueves, 4 de abril de 2019

Aprender y seguir adelante






"Para permitirnos estar verdaderamente en contacto con donde ya estamos, donde quiera que sea, tenemos que hacer una pausa en nuestra experiencia, lo suficientemente larga como para permitir que el momento presente pueda penetrar en nosotros; 

lo suficientemente larga como para poder sentir verdaderamente el momento presente, verlo en su totalidad, sostenerlo en la conciencia y, de ese modo, llegar a conocerlo y comprenderlo mejor. 

Solo entonces podremos aceptar la verdad de este momento de nuestra vida, aprender de él y seguir adelante." 

Jon Kabat-Zinn. Mindfulness en la vida cotidiana